11.24.2011

Oriente está de moda

La semana pasada asistí a una clase de Bollybood y quedé fascinada, no sólo por sus moviemientos y técnicas si no todo lo que este baile conlleva, colores, olores y muchisima expresión. Es un ejercicio buenísimo para mover todo el cuerpo y además es divertidisimo!!

Una de las cosas que mas me llamó la antención es la vestimenta con esas telas tan trabajadas, son realemente preciosas. Hoy quería compartir con vosotras esta danza llevada a la decoración, quizás para nosotros demasiado atrevida o llamativa y tampoco se trata de convertir nuestra casa en el Taj Mahall pero yo creo que una adaptación en pequeñas dosis queda genial y luce un montón.

























Y para vestir...











7 comentarios:

Laura Galán dijo...

Es un estilo que me encanta y como duces tu, en pequeñas dosis puede combinar a la perfección con nuestros ambientes.

Gracias por compartir tu experiencia con nosotras!

un beso
http://durabilite.blogspot.com/

Chic & Decó dijo...

La cuarta imagen me ha gustado mucho, esa combinación de colores tierra y el cabezal de la cama trabajado en madera, francamente únicos.Bss.

MANUALIZANDO dijo...

Hola, acabo de descubrir tu blog y me encanta, ya te sigo para no perderme nada, saludos.

Kari velez dijo...

Hola

Mi nombre es Kari y soy administradora de un directorio web/blog gratuito, vi tu blog y me gustaría agregarlo a el, así lograr que mis visitas conozcan tu blog, espero tu respuesta.

Te dejo mi email para que me escribas
karivelezs@gmail.com

Éxitos con tu site.
Kari.

SILVIA* dijo...

Gracias a todas por vuestros comentarios!!!!!

La verdad que a mi esta mezcla cultural me encanta..

Besitos!

Silvia dijo...

Ni que lo digas, adoro las zonas chill out, los cojines, las camas balinesas...cualquier sitio de marcha en verano tiene cosas de este tipo, y la verdad estar en una cama balinesa con la luz tenue y en la playa tomandote algo, no tiene precio!jaja
un besito,silvia
www.sunpredictable.blogspot.com

Cositas Nuestras dijo...

¡Me encanta la primera terraza! Qué preciosidad!